Regresar a publicaciones recientes

Programas Comunitarios de Apoyo Parental

Carol M. Trivette, PhD, Carl J. Dunst, PhD

Orelena Hawks Puckett Institute, EE.UU.

Diciembre 2014, 3a ed. (Inglés). Traducción: julio 2017

Introducción

Los programas comunitarios de apoyo parental se diferencian de los tradicionales, tanto en forma como en la función que desempeñan.1 Para los fines de esta revisión, se definen como iniciativas basadas en la comunidad las iniciativas diseñadas para promover el flujo de recursos y apoyo a los padres y las madres que fortalecen el funcionamiento, el crecimiento y desarrollo de los(as) niños(as) pequeños.

El objetivo principal de estos programas es proporcionar apoyo e información de manera que ayuden a los padres y las madres a ser más capaces y competentes.2,3 Las investigaciones ahora indican que para alcanzar este objetivo, es necesario que el personal utilice prácticas centradas en la familia en lugar de hacerlo profesionalmente, y así, generar capacidades en vez de formar dependencias.4,5,6,7 Las características claves de las prácticas centradas en la familia incluyen: tratar a las familias con dignidad y respeto; proporcionar apoyo receptivo, flexible y sensible; compartir información para que las familias puedan tomar decisiones informadas; asegurar las opciones informadas respecto de  la intervenciones familiares; y proporcionar los recursos y apoyos necesarios para que los padres y las madres cuiden a sus hijos(as) de manera que produzcan resultados óptimos, para padres/madres e hijos/as.8,9,10,11

Los programas de visitas a domicilio y los comunitarios de apoyo parental, son dos enfoques diferentes para mejorar las habilidades de los padres y las madres para apoyar el desarrollo de sus hijos (as).12 En esta revisión se examinan las pruebas relativas a la eficacia de los programas comunitarios de apoyo parental. En cuanto, a los programas de apoyo parental que usan visitas a domicilio para brindar servicios de crianza están descritos en otra parte.2,13

Materia

Los programas de apoyo parental buscan apoyar y fortalecer las habilidades parentales existentes, como también promover el desarrollo de nuevas competencias en la adquisición de los conocimientos y las habilidades necesarias para llevar a cabo las responsabilidades de crianza, y así proporcionar experiencias y oportunidades que promuevan el aprendizaje y el desarrollo infantil.14 Los programas de apoyo suelen incluir las siguientes características: acceso universal a las familias, apoyo temprano a las familias y participación de la familia en todos los niveles del desarrollo del programa.15 Los programas de crianza a menudo abarcan una variedad de actividades para padres/madres, clases, grupos de apoyo, materiales de crianza y apoyo individualizado proporcionados en respuesta a inquietudes específicas de la crianza o preguntas específicas que tengan. El proveer o ayudar a tener acceso a otros tipos de soportes y recursos, tales como médicos o de cuidado infantil, también es una característica importante de estos programas.16,3

Estos programas se basan en la creencia de que cuando los padres y las madres reciben apoyo parental, así como otras ayudas y recursos, es más probable que fortalezcan su competencia y confianza parentales, por lo que pueden interactuar con sus hijos(as) de forma más receptiva y de apoyo, mejorando el desarrollo de sus hijos.3 Bronfenbrenner,16 Cochran17 y otros18,19 han observado que el conocimiento y las habilidades parentales son aprendidas y fortalecidas por la ayuda y por el tipo de asistencia proporcionada por quienes integran la red de apoyo social formal e informal. Por tanto, a medida que la ayuda y la asistencia aumentan o comprometen la competencia y la confianza parentales depende en gran medida de las formas en que la ayuda es ofrecida y entregada.20,3,21,6 En consecuencia, los esfuerzos para proporcionar apoyo y recursos deben hacerse de manera que mejoren sus capacidades en vez de disminuir la capacidad parental. Lo cual, es uno de los principales objetivos de estas prácticas de apoyo parentales.

Prácticas de ayuda para la construcción de habilidades parentales

El personal del programa de apoyo parental basado en la comunidad, utiliza prácticas de ayuda en la construcción de capacidades para brindar apoyo a los padres y las madres. El personal que ayuda a capacitar a quienes conforman la familia, les ayudan a adquirir las habilidades para obtener recursos, apoyos y servicios. Las prácticas de fomento de capacidades apoyan y mejoran la competencia y la confianza parentales, para promover el desarrollo de sus hijos(as), incluyendo su desarrollo social y emocional.22,5

Hay dos dimensiones de las prácticas de apoyo para la construcción de capacidades: la ayuda relacional y participativa.23,24,25,6 Las prácticas relacionales incluyen comportamientos típicamente asociados con la ayuda eficaz (compasión, escucha activa, etc.) y actitudes positivas del personal sobre las capacidades de las personas que participan en el programa. Las prácticas de ayuda participativa incluyen los comportamientos que implican la elección de programas  de los participantes y la toma de decisiones, en la cual tiene significado el involucramiento activo de los participantes en la adquisición u obtención de los recursos o apoyos deseados.

Problema 

Mejorar y fortalecer la capacidad parental y el desarrollo social-emocional infantil es un resultado importante de los programas comunitarios de crianza. La relación entre lo que el personal del programa hace y cómo los padres y las madres mejoran el desarrollo social y emocional de sus hijos(as), es a menudo implícito, más que de forma explícita,  sostienen a los padres que apoyan a los elaboradores del programa de apoyo parental. Este artículo incluye información sobre la evidencia empírica acerca de la relación entre las prácticas de ayuda para la construcción de capacidades, la competencia y confianza parental, y el comportamiento y desarrollo infantil, incluyendo su desarrollo social y emocional.

Contexto de la investigación

El diseño de la mayoría de los programas parentales ofrecen "intervenciones" individualizadas y multifacéticas en respuesta a sus inquietudes y necesidades cambiantes. Sin embargo, la mayoría de los estudios no fueron diseñados para desentrañar y desempaquetar los efectos de estas intervenciones, pero es posible hacerlo prestando mucha atención a las características de estas prácticas de ayuda, para identificar las más importantes del programa de apoyo parental.

Preguntas directrices de la investigación

Las preguntas de la investigación que deben responderse, son las siguientes:

  1. ¿Aumenta la sensación de confianza y la competencia de las habilidades parentales en la crianza, cuando interviene un programa de apoyo parental centrado en la familia?
  2. ¿Aumenta la capacidad parental para interactuar con los(as) hijos(as), de forma que conduzca a su desarrollo social y emocional positivo, cuando interviene un programa de apoyo parental?

Investigaciones recientes

Se han publicado varias revisiones de investigaciones y síntesis que examinaron la relación entre las prácticas de ayuda centrados en la familia y los resultados en padres, madres,  familias y niños26,22,27,5,28,29,30,31 Los estudios en estas revisiones y síntesis usaron diferentes medidas de ayudas centradas en la familia como en construcción de habilidades parentales muchas de las cuales evaluaron ambas practicas relacional y participativa. Los resultados parentales, de los(as) niños(as) y familiares en los estudios de estas revisiones y síntesis incluyeron la satisfacción de las personas que participaron, el apoyo recibido de su programa, la ayuda del programa, el apoyo social y recursos, el funcionamiento de los padres, las madres y la familia, la capacidad parental, y el comportamiento y desarrollo del(a) niño(a). Varias de estas síntesis incluyeron sistemas de creencias respecto a la autoeficacia, donde quienes investigan examinaron hasta qué punto la relación entre las prácticas de ayuda y los resultados del estudio estaban mediadas por sistema de creencias.22,5

Prácticas de ayuda para la construcción de habilidades parentales 

La mayoría de las síntesis de investigación  indican que las prácticas de ayuda para la construcción de habilidades parentales están relacionadas con una serie de resultados positivos parentales, familias, niños(as), padres/madres e hijos(as).22,27,5 En las prácticas de ayuda relacional y participativa se encontró que estaban vinculadas con la satisfacción de las personas que participaban en el programa y el(a) profesional de apoyo, los recursos del programa, los apoyos formales e informales, el bienestar de los padres, las madres y la familia, el funcionamiento familiar y el comportamiento y desarrollo del(a) niño(a). La naturaleza de la relación entre las prácticas de ayuda, las habilidades parentales y el comportamiento socio-emocional infantil ayudan a dilucidar cómo los programas de apoyo parentales influyen en estos resultados.

La confianza, la competencia y el disfrute parental

En diversas síntesis examinadas, las formas en que se construían las prácticas de ayuda, estaban relacionadas con diferentes aspectos del comportamiento parental.26,22,27,5 Las medidas del comportamiento parental, seguridad parental, confianza y disfrute. Se examinaron los efectos directos e indirectos de las prácticas de ayuda en la conducta de los padres y las madres, donde se determinaron los efectos indirectos usando las creencias de autoeficacia como un mediador. Los resultados mostraron que las prácticas de ayuda tenían efectos directos e indirectos sobre la confianza, la competencia y el disfrute de los padres y las madres, donde la relación era más sólida, para los efectos indirectos mediados por las creencias de autoeficacia. Además, las prácticas participativas (comparadas con las prácticas relacionales) tienen efectos directos e indirectos sobre los comportamientos parentales.

Comportamiento socio-emocional y desarrollo

Los hallazgos en las mismas síntesis de investigación también demuestran una relación entre las prácticas del programa de apoyo parental y el desarrollo social y emocional de los(as) niños(as).26,22,27,5,28,29 Las medidas del comportamiento infantil incluyeron el mejoramiento del comportamiento social-emocional positivo y la atenuación del negativo. Tanto las prácticas relacionales como las participativas ayudan en los efectos directos e indirectos sobre sus comportamientos. Las influencias indirectas de las prácticas de ayuda en el comportamiento socio-emocional infantil fueron mediadas por las creencias de la autoeficacia parental.

Conclusiones

En la actualidad hay un gran  conjunto de evidencias que avalan que los programas comunitarios de apoyo parental, que funcionan de manera centrada en la familia aumentan el sentimiento de confianza y competencia parental. Las prácticas participativas de ayuda que involucran activamente a los padres y las madres, donde pueden decidir sobre la información que necesitan y cómo quieren adquirirla, tienen  mayor efecto positivo en el sentido de competencia y confianza parental.22,5 Asimismo, la evidencia disponible de investigaciones indica que el desarrollo social y emocional infantil ha sido influenciado por las formas en que el personal del programa proporcionó apoyo a los padres y las madres.24,32

Implicancias

Los programas de apoyo parental pueden tener importantes efectos positivos tanto en el comportamiento parental, como en el desarrollo social y emocional infantil. Una de las características clave de estos programas no es sólo lo que se ofrece, sino cómo se proporcionan los apoyos. Las prácticas de ayuda elaboradas para la creación de capacidad, constituyen la base de las interacciones entre el personal y las familias, para asegurar la mejora de padres y madres a través del desarrollo de la habilidad y confianza necesaria en la interacción y promoción del desarrollo social y emocional de sus hijos(as).  

Referencias

  1. Weissbourd B. Family resource and support programs: Changes and challenges in human services. Prevention in Human Services 1990;9(1):69-85.
  2. Comer EW, Fraser MW. Evaluation of six family-support programs: Are they effective? Families in Society 1998;79(2):134-148.
  3. Dunst CJ. Key characteristics and features of community-based family support programs. Chicago, Ill: Family Resource Coalition, Best Practices Project; 1995.
  4. Allen RI, Petr CG. Toward developing standards and measurements for family-centered practice in family support programs. In: Singer GHS, Power LE, Olson AL, eds. Family, community, and disability: Redefining family support. Innovations in public-private partnerships.  Baltimore, MD : Paul H. Brookes Pub. Co; 1996:57-85.
  5. Dunst CJ, Trivette CM, Hamby DW. Research synthesis and meta-analysis of studies of family-centered practices. Asheville, NC: Winterberry Press; 2008. Winterberry Monograph Series.
  6. Trivette CM, Dunst CJ. Capacity-building family-centered helpgiving practices Asheville, NC: Winterberry Press; 2007:1-10 . Winterberry Research Reports.
  7. Wade CM, Milton RL, Matthews JM. Service delivery to parents with an intellectual disability: Family-centered or professionally centered? Journal of Applied Research in Intellectual Disabilities 2007;20(2):87-98.
  8. Dunst CJ. Conceptual and empirical foundations of family-centered practice. In: Illback RJ, Cobb CT, Joseph H Jr, eds. Integrated services for children and families: Opportunities for psychological practice. Washington, DC: American Psychological Association; 1997:75-91.
  9. Dunst CJ. Family-centered practices: Birth through high school. Journal of Special Education 2002;36(3):139-147.
  10. King G, King S, Rosenbaum P, Goffin R. Family-centered caregiving and well-being of parents of children with disabilities: Linking process with outcome. Journal of Pediatric Psychology 1999;24(1):41-53.
  11. Shelton TL, Smith Stepanek J. Family-centered care for children needing specialized health and developmental services. 3rd ed. Bethesda, MD: Association for the Care of Children's Health; 1994.
  12. Family Resource Coalition. Guidelines for family support practice. Chicago, Ill: Family Resource Coalition, Best Practices Project; 1996.
  13. Zercher C, Spiker D. Home visiting programs and their impact on young children. In: Tremblay RE, Barr RG, Peters RDeV, eds. Encyclopedia on Early Childhood Development [online]. Montreal, Quebec: Centre of Excellence for Early Childhood Development; 2004:1-8. Available at: http://www.child-encyclopedia.com/Pages/PDF/Zercher-SpikerANGxp.pdf. Accessed July 13, 2017.
  14. Kagan SL, Weissbourd B, eds. Putting families first: America's family support movement and the challenge of change. San Francisco, CA: Jossey-Bass; 1994.
  15. Canadian Association of Family Resource Programs. Parenting and family supports: Moving beyond the rhetoric together. Ottawa, Ontario: Canadian Association of Family Resource Programs; 2001.
  16. Bronfenbrenner U. The ecology of human development: experiments by nature and design. Cambridge, MA: Harvard University Press; 1979.
  17. Cochran M. Parenting and personal social networks. In: Luster T, Okagaki L, eds. Parenting: An ecological perspective. Hillsdale, NJ: Lawrence Erlbaum Associates; 1993:149-178.
  18. Bornstein MH, ed. Status and social conditions of parenting. Hillsdale, NJ: Lawrence Erlbaum Associates; 1995. Handbook of parenting; vol 3.
  19. Shonkoff JP, Phillips DA, eds. From neurons to neighborhoods: the science of early child development. Washington, DC: National Academy Press; 2000.
  20. Caplan PJ. The new don't blame mother: mending the mother-daughter relationship. New York, NY: Routledge; 2000.
  21. Hewlett SA, West C. The war against parents: what we can do for America's beleaguered moms and dads. Boston, MA: Houghton Mifflin; 1998.
  22. Dunst CJ, Trivette CM, Hamby DW. Family support program quality and parent, family and child benefits. Asheville, NC: Winterberry Press; 2006.  Winterberry Monograph Series
  23. Dunst CJ, Trivette CM. Empowerment, effective helpgiving practices and family-centered care. Pediatric Nursing 1996;22(4):334-337, 343.
  24. Dunst CJ, Trivette CM. Measuring and evaluating family support program quality. Asheville, NC: Winterberry Press; 2005. Winterberry Monograph Series.
  25. Trivette CM, Dunst CJ. Family-centered helpgiving practices. Paper presented at: 14th Annual Division for Early Childhood International Conference on Children with Special Needs. December, 1998: Chicago, IL.
  26. Dempsey I, Keen D. A review of processes and outcomes in family-centered services for children with a disability. Topics in Early Childhood Special Education 2008;28(1):42-52.
  27. Dunst CJ, Trivette CM, Hamby DW. Meta-analysis of family-centered helpgiving practices research. Mental Retardation and Developmental Disabilities Research Reviews 2007;13(4):370-378.
  28. King S, Teplicky R, King G, Rosenbaum P. Family-centered service for children with cerebral palsy and their families: A review of the literature. Seminars in Pediatric Neurology 2004;11(1):78-86.
  29. O'Brien M, Dale D. Family-centered services in the neonatal intensive care unit: A review of research. Journal of Early Intervention 1994;18(1):78-90.
  30. Rosenbaum P, King S, Law M, King G, Evans J. Family-centred service: A conceptual framework and research review. Physical and Occupational Therapy in Pediatrics 1998;18(1):1-20.
  31. Shields L, Pratt J, Davis LM, Hunter J. Family-centred care for children in hospital. Cochrane Database of Systematic Reviews 2007;1:4811.
  32. Layzer JI, Goodson BD, Bernstein L, Price C. National evaluation of family support programs: Final report. Cambridge, MA: Abt Associates; 2001. The Meta-Analysis; vol A 

Para citar este artículo:

Trivette CM, Dunst CJ. Programas Comunitarios de Apoyo Parental. En: Tremblay RE, Boivin M, Peters RDeV, eds. Tremblay RE, ed. tema. Enciclopedia sobre el Desarrollo de la Primera Infancia [en línea]. http://www.enciclopedia-infantes.com/habilidades-parentales/segun-los-expertos/programas-comunitarios-de-apoyo-parental. Actualizado: Diciembre 2014 (Inglés). Consultado: 20/03/2019.